Retirado del atletismo, el velocista más rápido de todos los tiempo reparte su tiempo entre el fútbol, su otra pasión, y las actividades que lo distienden luego de tantos años de profesionalismo y dedicación a la competencia.

Esta vez, Usain Bolt estuvo en boca de muchos por un desafío un tanto particular: corrió una carrera en la que no sólo desafió a otras personas, sino que también lo hizo con la gravedad cero.

Una empresa que produce champagne organizó el evento en el que el jamaiquino tuvo que competir como si estuviese en el espacio y las risas fueron más protagonistas que cualquier otra cosa.

Comentarios

comentarios