PORTO ALEGRE, BRAZIL – JUNE 25: Lionel Messi of Argentina scores his team’s second goal and his second of the game during the 2014 FIFA World Cup Brazil Group F match between Nigeria and Argentina at Estadio Beira-Rio on June 25, 2014 in Porto Alegre, Brazil. (Photo by Jeff Gross/Getty Images)

El seleccionado nigeriano de fútbol es uno de los rivales más conocidos por Argentina, ya que lo enfrentó hace dos semanas en un amistoso, que terminó con derrota por 4-2 y además le tocó tenerlo enfrente en otros cuatro mundiales, todos con victorias nacionales.

Nigeria, que cerrará el grupo D el martes 26 de junio (15 hora argentina) ante los dirigidos por Jorge Sampaoli en San Petersburgo, se clasificó sin problemas a la máxima cita mundialista y finalizó su zona invicta con 14 puntos sobre 18 posibles.

Los nigerianos arrancaron su camino a Rusia contra Zambia (2-1), continuaron ante Argelia (3-1) y Camerún (4-0) y cerraron la primera ronda con puntaje perfecto y la clasificación al caer.

De esta manera, cuando se llevó un punto de su visita a Yaoundé (Camerún) por 1-1 en el arranque de la segunda ronda, dejó todo prácticamente definido y el 7 de octubre venció a Zambia por la mínima ventaja, con un gol de Alex Iwobi, para meterse como el primer clasificado su confederación y cumplir con el pedido de su capitán de finalizar “todo” en esa jornada frente a su público. La despedida del grupo 2 se dio contra Argelia (1-1) como visitante.

Sin dudas, la principal fortaleza de las “Súper Aguilas” pasa por la velocidad de sus futbolistas y el aprovechamiento de los espacios defensivos de sus rivales. Esto lo padeció Argentina en el enfrentamiento que ganaba por 2-0 y finalizó con caída por 4-2 en Krasnodar, cuando la eficacia de Alex Iwobi (Arsenal de Inglaterra) y Brian Idowu (FC Amkar Perm de Rusia) desnudó las falencias defensivas “albicelestes”.

De hecho, Sampaoli resaltó en la previa que sería un rival “complicado” y que en caso de enfrentarlo tendrían que mejorar en el “retroceso” durante una nota con Fox Sports.

La principal figura de los africanos es el histórico John Obi Mikel (30 años), con pasado en Chelsea de Inglaterra, y presente de Tianjin Teda de la Superliga China, acompañado por la joven promesa Kelechi Iheanacho (21), compañero de Sergio “Kun” Agüero y Nicolás Otamendi en Manchester City de Inglaterra, y autor de uno de los tantos en la última presentación contra Argentina.

Su entrenador es el alemán Gernot Rohr, quien asumió en agosto del año pasado, con la intención de guiarlas en el vuelo rumbo a la gloria en Rusia 2018. Su trayectoria está basad en África, en donde dirigió a selecciones como Gabón, Niger y Burkina Faso.

A su vez, Rohr tuvo pasos por la liga de Francia cuando se puso el buzo de director técnico de Bordeaux, Ajaccio, Nantes, Niza y US Créteil, entre la década del 90 y la primera del 2000, tiempo en el que también defendió los colores de Young Boys de Suiza.

Nigeria se enfrentó a Argentina en el Mundial de Estados Unidos 1994, en el encuentro que enmarcó la despedida de Diego Armando Maradona como futbolista del Seleccionado nacional, y que dejó grabada la imagen de Claudio Caniggia gritándole al nacido en Villa Fiorito para que saque rápido un tiro libre y sellar así el triunfo (2-1).

Posteriormente, Argentina se impuso en Corea-Japón 2002 (1-0, con gol de Gabriel Batistuta), en Sudáfrica 2010 (1-0, Gabriel Heinze) y en Brasil 2014 (3-2, Lionel Messi -2- y Marcos Rojo).

Además, se vieron las caras en otras cuatro ocasiones, que arrojaron dos triunfos nigerianos (4-2 en 2017 y 4-1 en 2011), un empate (0-0 en 1995) y un éxito argentino (3-1 en 2011).

Nigeria cuenta con cinco participaciones mundialistas de las últimas seis -faltó sólo en Alemania 2006-, alcanzó los octavos de final en tres ocasiones (Estados Unidos 1994, Francia 1998 y Brasil 2014), mientras que en las otras dos se quedó en la fase de grupos. Su mejor posición se dio en la cita mundialista organizada por los norteamericanos, debido que cerró su presentación en el noveno lugar aunque allí participaron 24 equipos y no 32 como sucedió a partir de Francia.

En total, Nigeria jugó 18 cotejos, con cinco triunfos, tres empates y 10 derrotas, con 20 goles a favor y 26 en contra.

Comentarios

comentarios