Cayeron del cielo nueve toneladas de lingotes de oro y diamantes valorados en 330 millones de euros, después de que se perdiera un cargamento de un avión que despegó en Siberia.

Quien reportó el hecho fue un periodista ruso, Roman Pesterev. El reportero mostró al mundo la insólita foto de una ruta siberiana cubierta por lingotes de oro, congelados por las bajas temperaturas de la zona.

El insólito hecho ocurrió en Siberia, Rusia. Cuando un avión estaba por despegar del aeropuerto de la ciudad de Yakutsk, una pieza se rompió y el cargamento que llevaba en su interior empezó a caer en la pista de aterrizaje.

En un operativo conjunto, autoridades lograron recuperar 172 lingotes de oro y los ingenieros técnicos que prepararon el avión para el despegue fueron detenidos.

Se viralizó rápidamente por redes sociales, la imagen del oro en el suelo congelado por las bajas temperaturas de la zona.

Comentarios

comentarios