Estamos a menos de dos meses de terminar el año y la comuna de Santa Rosa, todavía no aprueba su Presupuesto 2017; el último intento de hacerlo fue en la sesión de este jueves, que finalmente no se realizó por diferencias entre la oposición y el oficialismo, a raíz de un fuerte endeudamiento que solicitó el Ejecutivo.

Efectivamente, el proyecto de Presupuesto llegó al Concejo con dos puntos muy polémicos para la oposición, que llevaron a que finalmente se cayera la sesión y se pasara todo para la semana que viene: por un lado, un pedido de endeudamiento por 40 millones de pesos pero además, el Ejecutivo pretende autorización para hacer cambios de partida a voluntad.

“En un Presupuesto de 240 millones hay 40 que pretenden que sean de un endeudamiento, sin mayores explicaciones y cuando faltan dos meses para terminar el año. No creo que haya posibilidad de que salga”, comentó un concejal peronista a media mañana de este jueves, cuando la sesión (que finalmente se cayó) todavía no comenzaba.

De esos 40 millones solicitados por el Ejecutivo, 23 pertenecen, según el expediente a un ATN que bajó desde la nación: “Los ATN no son créditos, no se devuelven y en todo caso se rinden. La verdad es que no han sabido explicar a qué se refieren con eso y no vamos a apoyarlo”, explicó el concejal demócrata Antonio Ponce, que encabezó el rechazo al Presupuesto, tal y como llegó desde el Ejecutivo.

El Concejo de Santa Rosa está dominado por la oposición que, desde distintos sectores, concentra siete de las diez bancas, con lo que apenas quedan tres para el bloque del radicalismo, que forma parte del oficialismo desde que Sergio Salgado renunció al cargo, acusado por graves delitos contra la administración.

En aquel momento se hizo cargo de la intendencia la entonces presidente del Concejo, Norma Trigo, que más tarde refrendó el cargo en las urnas. De todos modos, Trigo ha tenido desde un comienzo minoría en el Concejo y cada ordenanza ha tenido que ser negociada con la oposición, pero el Presupuesto parece ser otra cosa y el Ejecutivo no consigue aprobarlo, pese a que lo envió a mediados de año.
“Hoy la relación entre el Concejo y la comuna no pasa por su mejor momento, creo que hay un clima de desconfianza generalizada luego de las elecciones”, comentó un edil opositor, que suele negociar con el oficialismo algunos proyectos.

En cualquier caso, la comuna también pretende que se le autorice un endeudamiento de 12 millones de pesos que serviría para financiar viviendas sociales para paliar la crisis habitacional que este año decretó la comuna, y aunque aquel proyecto fue aprobado por todo el cuerpo, ahora la oposición se opone a darle fondos, asunto que el oficialismo ve como una contradicción: “No se entiende que el peronismo haya apoyado la crisis de vivienda que hay en la comuna, pero que ahora no quiera apoyar el financiamiento para construir casas sociales. Ese es el destino de los 12 millones que pide el Ejecutivo”, explicó la concejal Débora Quiroga.

Sin embargo, la oposición entiende que a dos meses del cierre del año, no tiene sentido endeudar a la comuna por un plan de vivienda del que hasta el momento no se ha hecho nada: “No hay una sola vivienda social que se haya construido desde que se decretó la emergencia y no vemos que a esta altura vaya a ocurrir algo. Si realmente el endeudamiento es para ese fin, que lo pidan en el Presupuesto 2018”, señalaron desde el peronismo.

En realidad, la oposición supone que ese dinero puede ir a cubrir gastos de campaña: “Se repartieron muchas cosas y tal vez ahora hay que salir a pagar”, dicen algunos.

En cualquier caso, el Presupuesto no fue aprobado y mientras que la mayoría de los departamentos comienzan a discutir los números del 2018, en Santa Rosa todavía no logran ponerse de acuerdo respecto a los del año que está terminando.

Comentarios

comentarios